Renovación


"You have to die a few times before you can really live."
Charles Bukowski

Dejar para siempre lo que ya no sirve no significa creer que lo vivido desaparecerá en la nada. Lo vivido es la tierra, el abono y la semilla de todo cuanto nace. Los verdes brotes de la nada no vienen, su vida es regalo de una vida previa cuyos rasgos no desaparecerán.

Muerte y vida son, ambas, fin e inicio de todo ciclo. Cada ciclo distinto que  consigo lleva la experiencia del ciclo anterior. La nada no existe, es un concepto que no se puede imaginar y que, ciertamente, no se puede ver. El espacio no es la nada, es espacio.

En cada ciclo aprendes. Tu cuerpo aprende. Trae a tu conciencia el conocimiento de que aprendes, que vivir nunca es por nada. No existe la nada. La vida es presenciar muchas muertes; aferrarte a lo que fue, como lo fue, y no aceptar lo que ahora es, te separa de ti: tu vives en el presente, en lo que ahora es.

Escuchas una canción grabada hace cuarenta años, escuchas la misma canción pero nunca la escuchas igual, su significado para ti cambia. Tu cambias. No puedes oponerte a una ley natural.

La experiencia es la transformación de ti mismo, cada vez eres más rico. No hay pérdida, sólo ganancia. Lo que esta allá afuera no te pertenece, pero lo que tienes dentro es todo un tesoro  del que te puedes deleitar.

Entradas populares de este blog

Qué chulada de maíz pinto

Pato Frio Cashmere Rosé

Contextualizando un vino (maridaje)